Martillos

Supongo que es tentador, si solo tienes un martillo, tratar a todo como si fuera un clavo” (Abraham Maslow)

 Puede resultar en verdad tentador, a más de desahogado, intentar explicar y solucionarlo todo con una sola herramienta con la que nos sintamos cómodos o familiarizados, sea ésta un martillo, una teoría, idea, prejuicio o creencia. Sirva como metáfora de la actualidad el citado aforismo, una proposición atribuible a Mark Twain (incluso a Oscar Wilde) que Maslow popularizara y que su tocayo, el filósofo conductista Kaplan, la acabaría expresando más gráficamente si cabe: “si le das a un niño un martillo, le parecerá que todo lo que encuentra necesita un golpe”. En cualquier de sus formas nos estamos refiriendo a lo mismo, la conocida en psicología como ley del martillo que luego se etiquetara por lo fino como Observación de Baruch, en honor a Bernard Baruch de los Baruch de toda la vida. Seguir leyendo

Hogar

Europa no es un lugar, sino una idea” (Bernard-Henri Lévi)

 Cuando visito un lugar me gusta pensar que no pertenece a nadie. Bien es verdad que conozco parajes (de la Europa no anglosajona, esencialmente) envueltos en una atmósfera tan familiar que los siento propios, los reconozco como mi hogar. Todos tenemos una idea de Europa y la mía cabe remedarla poéticamente a modo de un sencillo plano-secuencia (trasunto de toda su complejidad) filmable en apenas tres minutos sobre un escenario con estos o parecidos personajes: me encuentro en la terraza de un cafetería con solera cultural en cualquiera de sus tantas ciudades históricas (Roma, París, Praga, Viena, Lisboa, Budapest…) degustando sosegadamente un expreso muy aromático, en tertulia más o menos ilustrada con algún amigo o recién conocido, da igual; flota en el ambiente un leve murmullo de conversaciones en tonos sumamente modulados, mientras observo de pasada (casi sin querer) cómo una joven y atlética runner frena su carrera para introducir el chicle en una papelera, al tiempo que otros viandantes de diferente edad y condición se ceden educadamente el paso. Fin de la toma. Seguir leyendo